"El sector afronta los retos de una estructura de tipos de interés muy bajos a muy largo plazo, el envejecimiento —que tiene un impacto directo en nuestro modelo de negocio— y la adaptación tecnológica. Sin olvidar la regulación internacional, que se concreta a través de las directivas europeas", comenta.

Para la presidenta de la asociación, Solvencia II no conducirá a más fusiones dentro del mercado, ya que "los requerimientos cuantitativos, no parece que tengan un impacto tan grande como para determinar fusiones". "Aunque es probable -matiza- que a medio plazo los requisitos de gobierno corporativo y reporting sí puedan crear mayor presión en algunas entidades con un volumen de negocio relativamente pequeño".

González de Frutos sí conoce cuánto repercuten los tipos casi negativos en las aseguradoras: "Somos parte de la industria financiera y nos afecta. En seguros de No Vida es complicado esperar ayudas de la rentabilidad financiera, por lo tanto el balance del negocio tiene que basarse en el equilibrio técnico. En Vida, con un escenario de vencimientos a 12 o 15 años y con unos tipos como los actuales, está siendo muy difícil captar ahorro nuevo".

 

Los datos, la materia prima de las aseguradoras

"La materia prima con la que trabajan las aseguradoras son los datos", asevera González de Frutos, haciendo referencia a cómo afecta la inteligencia artificial y el big data a los seguros. "Como poseedores y receptores de muchísimos (datos), qué mejor campo para abonar las nuevas tendencias de digitalización, analytics y big data. Esto permite plantear ofertas más cercanas a las necesidades de los clientes. Cada aseguradora podrá decidir qué tipo de cliente y con qué clase de garantías quiere jugar en el mercado. Este será uno de los elementos más disruptivos".

Por último, sobre el posible peligro en los resultados de las compañías con un margen técnico negativo, la presidenta de UNESPA no cree que les afecte: "Lo que tiene que hacer una entidad que tenga esa situación es revisar sus condiciones. Los datos están sometidos aún a cierto escrutinio de calidad, pero la primera aproximación apunta a que, incluso bajo los escenarios de Solvencia II, el excedente de capital en el sector asegurador español superará, por lo menos, dos veces el requerimiento mínimo".

Noticias relacionadas

“Hay que colocar al Seguro en el lugar que se merece”

"El salto entre tener y comprender la gestión basada en riesgos es donde reside la revolución del gobierno corporativo"

“Mañana mismo habría que convocar una mesa de discusión sobre el ahorro colectivo por parte de los trabajadores”