“Nuestra sensación es que las pérdidas aseguradas deben ser manejables por las compañías de seguros generales del país y es poco probable que el siniestro resulte en un aumento de precios”, señala Barclays Capital. Según el banco, las aseguradoras primarias son propensas a retener la mayor parte de los riesgos asociados con el huracán 'Isaac', a pesar de que las reaseguradoras podrían experimentar pérdidas “modestas”.

“Los precios de No Vida están subiendo, aunque el ritmo de aumento parece haberse estabilizado”, explica la entidad. “Es importante destacar que el aumento del ratio excede las pérdidas del coste de la inflación, lo que podría traducirse en una expansión del margen subyacente para las aseguradoras de primer nivel en 2013”. 

ESTIMACIÓN DE PÉRDIDAS ASEGURADAS

EQECAT ha dado a conocer la primera estimación de pérdidas aseguradas provocadas por el huracán Isaac a su paso por el estado de Luisiana. La firma de modelización de catástrofes estima que los daños asegurados en propiedades en el interior se valoran entre 500 y 1.500 millones de dólares.

Por el momento, el coste económico para los activos energéticos en el mar podrían llegar hasta los 1.000 millones, sin que por el momento haya información fiable sobre la exposición asegurada de estos activos.