Hiroshi Sugimoto (Tokio, 1948) se traslada a Estados Unidos en 1970 para estudiar fotografía. Se trata de un artista multidisciplinar que trabaja con la escultura, la arquitectura, la instalación y la fotografía, campo, este último, en el que está considerado como uno de los más importantes autores de la escena internacional. Su obra se encuentra en colecciones como las del Metropolitan Museum y el Museum of Modern Art de Nueva York, el Smithsonian de Washington o la National Gallery y la Tate Gallery de Londres.

El catálogo que acompaña a la exposición ofrece una entrevista con el artista realizada por el comisario de la exposición, Philip Larratt-Smith, que supone una significativa fuente documental para la comprensión del arte de Sugimoto al recoger claves interpretativas de su obra.