Entre las principales conclusiones que se ponen de relieve destaca que el 37,9% de las compañías españolas planea revisar sus políticas de coche de empresa en los próximos 12 meses. “Un dato significativo, si tenemos en cuenta que de ellas, un 23,5% considera que entre los cambios a introducir se debe incluir la incorporación de coches más ecológicos a la flota de automóviles de la compañía”, detalla el informe.

La encuesta también muestra que un 20,4% de las compañías quiere adaptar la política de combustible con el objetivo de reducir las emisiones de gases contaminantes. Junto a este porcentaje, un 36,7% quiere animar a los empleados a que, en lugar de viajar, hagan uso de la teleconferencia o conferencia web para la celebración de sus reuniones.

“Las compañías españolas están tomando conciencia de la importancia de que sus políticas de coche de empresa estén diseñadas de forma que sean respetuosas con el medio ambiente, mediante estrategias que reduzcan la emisión de gases contaminantes”, afirma Adriana Vallejo, responsable de Estudios de Mercado de la consultora en España.

COMPARTIR