COFACE considera que la nueva reglamentación europea sobre las agencias de calificación constituye una “muy buena noticia”, dada la importancia de éstas y por el hecho de que hasta ahora sólo se aplicaba la regulación americana por defecto, con las limitaciones que ha demostrado tener. En nota de prensa, la aseguradora hace referencia a los avances en cuanto a la designación de un CESR (Committee of European Securities Regulators) como único punto de entrada para registro y supervisión de agencias de calificación. Recuerda que la Comisión Europea deberá presentar antes del 1 de julio del próximo año su propuesta legislativa para designar un supervisor europeo único. También señala que se trata de un texto innovador, “imponiendo una marca distintiva (un asterisco) en las calificaciones de productos estructurados, que son en su mayoría la fuente de la actual crisis”.

También llama la atención sobre la propuesta para promover la aparición de nuevas agencias de calificación en Europa. En el texto se solicita un informe sobre los medios para fomentar esta competencia.

Jerome Cazes, director de COFACE, ratifica que la entidad “confirma su intención de solicitar su aprobación como agencia de calificación según el nuevo sistema. El lanzamiento comercial de su oferta de calificación financiera está previsto para junio, después de varios meses de exitosas pruebas en Francia, Alemania, Reino Unido y China”.