A continuación, en cuanto al número de pólizas suscritas, le siguen el Seguro de Uva de Vino (más de 27.380 declaraciones), el de Cítricos (22.590 pólizas) y los Seguros de Explotaciones de Frutales y Explotaciones Olivareras, ambos con más de 17.200 contratos.

AGROSEGURO hace hincapié en el nivel de contratación alcanzado, “a pesar de la difícil situación económica que venimos experimentado durante los últimos años”. El sector agropecuario, se apunta, “considera prioritario la necesidad de protegerse frente a riesgos agroclimáticos incorporándolo como un gasto fijo de su actividad”.

CAPITALES ASEGURADOS

En cuanto a capital asegurado, los sectores que aportaron un mayor volumen de negocio, tras los Seguros de Cultivos Herbáceos, fueron los de Frutales (con cerca de 1.010 millones de euros de capital asegurado), Hortalizas Bajo Cubierta (840 millones de euros) y los de Uva de Vino y Cítricos, que superaron los 776 millones de euros y los 691 millones, respectivamente.

En cuanto a los Seguros Pecuarios, las líneas de Recogida de Animales Muertos fueron las más contratadas (202.160 pólizas y un capital asegurado que superó los 1.350 millones). A estas les sigue el Seguro para Explotaciones de Ganado Vacuno Reproductores y de Recría, con 12.345 pólizas y 1.060 millones en capital asegurado.

DATOS POR COMUNIDADES AUTÓNOMAS

Castilla y León fue la Comunidad en la que más pólizas de seguro se suscribieron (83.130 contratos y un capital asegurado de cerca de 1.660 millones), por delante de Andalucía (más de 71.400 pólizas de seguro contratadas y un capital asegurado de 1.830 millones de euros). Las dos Comunidades suman más del 30% de las pólizas y del capital asegurado que se contrató en toda España.

A continuación, y atendiendo al capital asegurado, se sitúan Castilla-La Mancha (con más de 1.210 millones y casi 50.255 pólizas de seguro suscritas) y Aragón (con más de 42.000 pólizas y un capital asegurado que superó los 1.115 millones).

AGROSEGURO destaca el “esfuerzo” que realiza el Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente, así como otros organismos públicos, para apoyar al sector agropecuario como uno de los motores para la salida de la crisis. “Muestra de ello es el aumento de las subvenciones que se produjo a finales del ejercicio 2013 y que se ha mantenido en el Plan de Seguros Agrarios para el ejercicio 2014”, se detalla.

“También debemos agradecer a entidades coaseguradoras, a su red comercial, así como a las asociaciones agrarias y cooperativas por su apoyo, trabajo y especial esfuerzo en la difusión del seguro agrario. Por último, debemos destacar especialmente a los asegurados, ya sean agricultores o ganaderos, por la confianza que demuestran en nuestra entidad y en el Sistema de Seguros Agrarios con la contratación de sus pólizas”, se concluye.