Destaca, también, que ambos son aptos tanto para traspasos externos como para aportaciones, ya que permiten consolidar y proteger el patrimonio en un plazo inferior al ofrecido en el sector en este tipo de planes, además de estar exentos de coste fiscal en los traspasos.

Los productos se dirigen a partícipes y ahorradores cercanos a la jubilación o que no deseen comprometer su inversión en plazos muy largos y que, al mismo tiempo, deseen beneficiarse de máximas ventajas fiscales. Caja España-Duero ha previsto un abanico de bonificaciones y regalos, de los que podrán beneficiarse los titulares de aportaciones y traspasos externos.