Dichas disposiciones provisionales podrían salvar la brecha entre el acuerdo de salida de la UE y un Tratado de Libre Comercio (TLC) definitivo. Se espera que durante el período transitorio, la economía británica resista en un escenario marcado por la modesta depreciación de la libra esterlina (por debajo del 3%).

El ultimo ‘Weekly Export Risk Outlook’ de SOLUNION analiza el inicio del abandono de Reino Unido de la UE tras la firma el pasado 29 de marzo de la carta solicitando su salida. Tomando como base un informe titulado ‘The Taming of the Brexit’, la aseguradora indica que, aunque todavía es posible, es muy improbable que se produzca una salida abrupta (20% de probabilidades).

El acuerdo definitivo podría suscribirse en 2021 en forma de TLC limitado (55%) en virtud del cual determinados sectores estarían exentos de derechos de aduana mientras que otros podrían estar sujetos a aranceles. La previsión apunta a que en 2021 el crecimiento del PIB del Reino Unido alcance el 0,3%.