Telecomunicaciones y Medios de Comunicación ocuparían el tercer puesto del mercado, con una participación del 21,2% y un ligero retroceso de algo más de un punto respecto a 2012. El sector público es el que más retrocede, concretamente más de tres puntos, pasando del 18,3% de 2012 al 15,1% del año pasado. La sanidad, con un 8,1% de participación, crece ligeramente en 2013, hasta situarse en un 9%; e industria, aunque crece casi dos puntos porcentuales, del 4,3% en 2012 al 6% en 2013, sigue ocupando la cola de los sectores en el aseguramiento de la calidad de sus aplicaciones.

José Luis Antón, director de la Unidad de Testing y QA de la firma, resalta que “el gran crecimiento de los servicios a través de la web y las ventas online han propiciado que las empresas quieran asegurar que sus aplicaciones no fallen y que los usuarios tengan una buena experiencia. De lo contrario, no solo se enfrentan a pérdidas económicas, sino también al trasvase de sus clientes a la competencia y de manera muy rápida”.