El cliente que contrate el seguro ‘Vida Solidario pro UNICEF’ sólo tendrá que elegir el capital asegurado que quiere que reciba UNICEF en caso de fallecimiento del asegurado, y pagar la prima correspondiente (desde 18 euros) en función de su edad y del capital que haya elegido.

Asimismo, y con el objetivo de potenciar el aspecto solidario de este producto, solo será comercializado “por aquellos distribuidores AXA que quieran sumarse a la iniciativa y decidan donar a UNICEF un porcentaje de sus ingresos, que alcanzarán el 100% de los del primer año”.

Además, AXA se compromete a contribuir económicamente con una aportación adicional de 50.000 euros al año a los programas de supervivencia y desarrollo de la primera infancia del Fondo de Naciones Unidas para la Infancia. “Este dinero se unirá a las donaciones de los distribuidores y a los capitales que pueda percibir UNICEF como beneficiario, haciendo posible que miles de niños puedan ser tratados contra la malaria y vacunados contra la polio”, precisa la aseguradora.

Para el consejero delegado de AXA ESPAÑA, Jean Paul Rignault, “se trata de una de las firmas más importantes que ha cerrado AXA en los últimos tiempos. La labor que hace el Fondo de Naciones Unidas para la Infancia es encomiable, y nos enorgullece poder contribuir de alguna manera a ella. Si la prevención de los riesgos de la salud en general es uno de nuestros leimotiv, nuestra responsabilidad social nos obliga a prestar una atención especial para prevenir la mortalidad infantil, especialmente la de los más desfavorecidos”.

Por su parte, Consuelo Crespo, presidenta de UNICEF España, subraya que “surgen iniciativas desde la sociedad civil que fomentan valores y compromiso, que son fundamentales, porque solo juntos podemos salvar vidas y seguir trabajando para que, un día, logremos acabar con la espiral de la pobreza. No debemos olvidar que por primera vez en la historia tenemos el conocimiento y los recursos para erradicarla”.