“Recientemente hemos experimentado un volumen más alto de lo normal de solicitudes de reembolso, lo que, combinado con las difíciles condiciones de los mercados en vista del sentimiento de los inversores a raíz del referéndum sobre la UE, ha reducido la liquidez del fideicomiso”, indicó la aseguradora británica en un comunicado, del que se hace eco Europa Press.

AVIVA precisa que se ha adoptado esta decisión para salvaguardar los intereses de los actuales inversores del fondo y confía en que la medida permitirá gestionar la situación de manera más razonable y controlada. El grupo explica que pretende tomarse algo de tiempo para buscar precios más competitivos a los que llevar a cabo la venta de propiedades, lo que conlleva la suspensión de la negociación del fondo hasta que haya aumentado la liquidez del mismo.

AVIVA se suma a la decisión adoptada por STANDARD LIFE y M&G, que han anunciado también la suspensión de la negociación de sendos fondos inmobiliarios de 2.900 millones (3.420 millones de euros) y 4.400 millones (5.700 millones de euros), respectivamente.