En el negocio de Vida, las primas en estos primeros meses del año se incrementaron un 6,1% hasta registrar 2.000 millones de dólares. De las 31 entidades que operan en este negocio en el mercado chileno, 17 lograron aumentar sus ventas, mientras que los Seguros Generales lograron 926 millones de primas con un saldo positivo del 4,4% en relación al mismo periodo del año anterior.

RENTABILIDAD NEGATIVA

Por el contrario, la rentabilidad entre enero y marzo en el negocio de Vida fue negativa y bajó un 15,7% hasta los 262 millones de dólares. Este descenso se basa, señala el regulador, en la disminución de los retornos de las inversiones.

Por su parte, la rentabilidad en el negocio de Seguros Generales experimentó ganancias del 45% después de una fuerte subida de las primas asociadas con menores costos de administración, aspecto que compensó la caída de los retornos de inversiones.

En relación a las carteras de inversión, éstas estuvieron dominadas por la apuesta en el mercado interior de renta fija tanto para las empresas de Vida como de Seguros Generales con el 67,4% y el 74,1% de su cartera, respectivamente.