Con esta integración, refuerza su posición en la provincia salmantina, donde ya tenía presencia, y sigue sumando en su estrategia de crecimiento no orgánico y de acercamiento local.

Además de su desarrollo online, la firma tiene oficinas físicas en Madrid, Salamanca y Zamora, desde las cuales presta servicio a más de 12.000 clientes, entre empresas y particulares.