Inicio | Noticias | Los expertos del Instituto Santalucía piden un pacto de Estado por la sostenibilidad de las pensiones
Noticia, 
"Se podría desarrollar con la adopción de un sistema de cuentas nocionales individuales de contribución definida", sostienen

Los expertos del Instituto Santalucía piden un pacto de Estado por la sostenibilidad de las pensiones

Mercado

“La sostenibilidad del sistema de pensiones ha de ser prioritaria por tratarse de una condición sin la cual no tiene sentido hablar de suficiencia o de otros objetivos más ambiciosos”, destacan los participantes en el encuentro  Para alcanzar este propósito, defienden que se acabe con la situación actual, “en la que las nuevas pensiones que se incorporan al sistema están entrando con un déficit muy significativo, ya que como promedio los trabajadores no cotizan lo suficiente como para financiar su pensión esperada, dados los niveles actuales de esperanza de vida tras la jubilación”.    

Recomendaciones

El foro ha emitido una serie de recomendaciones dirigidas al nuevo Parlamento para asegurar unas pensiones adecuadas y periódicamente actualizadas:

1. Buscar un nuevo consenso en el Pacto de Toledo sobre las reformas necesarias para asegurar la sostenibilidad a largo plazo del sistema público de pensiones, “de una forma que no suponga trasladar el problema en su integridad a las generaciones más jóvenes”. Este consenso ha de tener en cuenta la actual situación demográfica, social y económica, que es muy diferente de la existente en el momento de puesta en marcha del Pacto, en 1995.

2. Mantenimiento del poder adquisitivo de las pensiones, para lo que resulta necesaria “una reforma estructural del sistema que garantice que las pensiones iniciales no entren con un déficit al sistema, lo que exigirá una reducción de la actual tasa de sustitución hasta niveles más realistas y en línea con otras economías avanzadas”.

Esta reforma, sostienen los expertos, se podría desarrollar con la adopción de un sistema de cuentas nocionales individuales de contribución definida con una tasa de rentabilidad ligada al crecimiento de la masa salarial y a las proyecciones de crecimiento económico a largo plazo, y un sistema de complementos a mínimos como el actual. Esta reforma ayudaría también a preservar la equidad intergeneracional del sistema, repartiendo sus cargas equitativamente entre todas las generaciones.

Además, por razones de equidad y solidaridad, las pensiones mínimas deberían blindarse frente a la inflación.

3. Para compatibilizar la sostenibilidad del sistema con su suficiencia, “es crucial aumentar la tasa de empleo e incrementar la productividad y con ella los salarios”.

4. Plena compatibilidad del cobro de la pensión de jubilación y el trabajo remunerado y oposición a cualquier propuesta que suponga un avance hacia la jubilación forzosa. “Al contrario, propugnamos la adopción de políticas flexibles que permitan y estimulen una mayor participación laboral de las personas de mayor edad y el pleno aprovechamiento de la experiencia y el talento de la población senior”, añaden.

5. Con respecto a la edad de jubilación, el foro es partidario de ligar la edad mínima de jubilación a la esperanza de vida. “El retraso de la entrada en vigor del factor de sostenibilidad disminuye la equidad del sistema”, se recuerda.

6. Potenciar la previsión social complementaria, actualizando y mejorando el marco normativo del ahorro de previsión a largo plazo de formas que respeten la neutralidad fiscal entre distintos activos. “En su regulación deben tenerse en cuenta las mejores experiencias internacionales, incluyendo el sistema británico, caracterizado por su flexibilidad y una participación cuasi obligatoria”, se indica.

“Es necesaria una revisión de la fiscalidad del ahorro bajo un principio de neutralidad: la fiscalidad no debe distorsionar en ningún caso las decisiones de inversión real o financiera de los ahorradores”, concluyen.

Acceso al informe completo de la reunión del último Foro de Experto del Instituto Santalucía.