Inicio | Noticias | Las aseguradoras abordan la lucha contra el contagio del coronavirus
Coronavirus
Noticia, 
Reportaje BDS

Las aseguradoras abordan la lucha contra el contagio del coronavirus

BDSMercado

Hablar de coronavirus en estos instantes es hablar de inquietud e incertidumbre. Desde que, a finales del pasado año, aparecieran los primeros casos en China, en la ciudad de Wuhan (capital de la provincia de Hubei), las cifras tanto de contagiados como de fallecidos ha ido creciendo en todo el mundo. A día de hoy, los casos detectados superan los 100.000 y los fallecidos los 3.600. Europa, hasta hace pocas semanas, estaba libre del virus COVID-19, pero las alertas se activaron cuando Italia empezó a registrar casos descontrolados que la han llevado, a día de hoy, a aislar a 16 millones de personas o prohibir bodas y funerales, entre otras medidas.

Alemania, Reino Unido y Francia -esta última en fase 2 de alerta pero con el Gobierno analizando si decretar la fase 3, que supone admitir que el virus circula de manera generalizada por todo el territorio- están diseñando, y adoptando en algunos casos, medidas para contener la propagación. En España, los casos detectados superan ampliamente el medio millar y los fallecidos, se acercan a la veintena. El Gobierno mantiene el nivel 1 de contención y las autoridades apelan, desde un punto de vista sanitario, a la responsabilidad individual para adoptar medidas de prevención básicas.

Pero el virus no está teniendo consecuencias en nuestro país sólo desde el punto de vista sanitario, sino también económico y financiero. La bolsa se ha desplomado en la última semana, hay empresas que no pueden seguir produciendo por falta de suministros provenientes de China, se han suspendido congresos, se cancelan viajes…El riesgo de que el virus se transmita ampliamente entre la población está llevando a las empresas a poner en marcha medidas para reducir esta posibilidad y mantener sus plantillas y negocios funcionando.

Planes de acción

La industria del seguro no es ajena a esta situación. Por eso, las compañías está abordando, de manera decidida, la lucha contra el contagio. En líneas generales, según la consulta que desde el BDS hemos realizado entre los grandes grupos del mercado las aseguradoras han puesto en marcha planes de acción a nivel local, destinados a priorizar la seguridad en el trabajo y la propia continuidad de la actividad.
Como norma general, todas las compañías están siguiendo de cerca las últimas noticias para implementar las medidas de contingencia de manera adecuada y ágil basándose en los comunicados principalmente de las autoridades sanitarias.

Así, los responsables de Caser están realizando un seguimiento exhaustivo de los acontecimientos para actualizar la información proporcionada en cada momento y tomar medidas si fuera necesario. En MAPFRE también han adoptado todas las recomendaciones oficiales en los países en riesgo donde tiene negocio o exposición, principalmente Italia y China. Vidacaixa mantiene un seguimiento constante de la información del Ministerio de Sanidad y de las recomendaciones generales de la OMS, que transmiten y actualizan a sus empleados en tiempo real.

Grupo Catalana Occidente también está siguiendo los posibles riesgos y tomando las medidas oportunas. Desde Zurich han puesto en marcha diferentes medidas para los empleados, como la publicación de infografías en sus redes internas, además de organizar tres webinars informativos para la plantilla, la Mediación y los clientes de corporate.

Aseguradoras, como Asisa, han creado un comité de seguimiento sobre la crisis del coronavirus cuyo objetivo es coordinar las acciones que desarrollan las diferentes compañías del grupo y en el que participan varios departamentos. Este comité, según fuentes de la entidad, va a monitorizar la crisis y mantener contacto con las autoridades sanitarias. También va a adaptar los procedimientos internos a los protocolos establecidos por dichas autoridades, coordinar la información sobre los posibles casos que afecten a asegurados y pacientes, y mantener contacto con diferentes organizaciones sanitarias y aseguradoras, tanto públicas como privadas.

Grupo Allianz mantiene, desde el primer momento, un seguimiento constante de la situación a través de un comité que centraliza toda la información y decide, en su caso, las medidas a llevar a cabo en cada país. En paralelo, Allianz Seguros ha creado una comisión de seguimiento que permanentemente monitoriza, actualiza y coordina los protocolos de prevención y actuación frente a esta situación y recibe de manera directa e inmediata toda la información del grupo.

El servicio de salud de Mutua Madrileña, junto con la dirección de la aseguradora, también está monitorizando la situación de forma permanente con comités de crisis y seguimiento periódicos. En DKV Seguros, han puesto en marcha un equipo de continuidad de negocio, liderado por un miembro del Comité de Dirección, que evalúa diariamente la situación y propone acciones o medidas a adoptar, tanto en lo relativo a los empleados como a la continuidad de las actividades o a la relación de los clientes.

Otro ejemplo claro de la adopción de medidas por parte de las aseguradoras ante la situación cambiante del coronavirus es Santalucía, donde tienen un comité de seguimiento que atiende las necesidades que pueden surgir y que representa la máxima autoridad dentro de la entidad en la toma de decisiones sobre el COVID-19. Dicho comité está compuesto por la directora de RRHH, el director de Seguridad, el director de Prevención de Riesgos Laborales y la directora de Comunicación. También, Generali, en coordinación con las oficinas centrales, y otras entidades, ha creado un comité de crisis que se reúne diariamente.

Muchas de las medidas preventivas que las compañías han adoptado se basan en incrementar la información, como Generali, que ha elaborado posters informativos y comunicados para que sus empleados y agentes sepan cómo prevenir el contagio y actuar en cada caso. También se han incrementado las medidas de higiene. En Mutua Madrileña han sustituido temporalmente el fichaje por huella digital por el marcaje desde los ordenadores.

Menos viajes, más teletrabajo

La movilidad de los empleados y las aglomeraciones representan uno de los elementos críticos dentro de los protocolos de actuación. Muchas aseguradoras han decidido no celebrar reuniones con más de 10 o 20 asistentes, se han cancelado los viajes de empresa internacionales y se han limitado los viajes nacionales a casos de necesidad profesional.

Grupo Catalana Occidente ha reducido los viajes de la plantilla a los mínimos imprescindibles y ha pospuesto, de forma temporal, eventos y reuniones internas con asistentes de distintos puntos geográficos. MAPFRE, al igual que otras muchas aseguradoras, también ha reducido el movimiento de sus empleados, sobre todo a las áreas de mayor riesgo, como norte de Italia y China.

as aseguradoras han incrementado sus niveles de teletrabajo, sobre todo en aquellos colectivos dentro de la empresa que presentan un riesgo especial. Algunas están trabajando para habilitar técnicamente a la mayor parte de sus trabajadores hasta alcanzar el 100% y que no se resienta el servicio, como MAPFRE, donde las condiciones de teletrabajo ya están disponibles para la mayoría de empleados.
Es más, Zurich ha lanzado un simulacro piloto para que empleados de varias oficinas trabajen desde casa. Esto, según fuentes de la aseguradora, se aplicará a todos los equipos.

Generali ya tiene implantado el sistema de trabajo en remoto un día a la semana para los empleados de las oficinas centrales. Desde la compañía explican que esta infraestructura permite que, si fuera necesario, se puedan activar de inmediato todos los servicios de trabajo en remoto de manera sostenible incluso a medio plazo. También Grupo Catalana Occidente, Mutua Madrileña, DKV Seguros y otras muchas están facilitando, en la medida de lo posible, el teletrabajo.

Medidas ante el coronavirus

• Activación de los comités de crisis.
• Intensificación de los planes de comunicación interna a toda la plantilla y a los directivos, fomentando la transparencia en la información.
• Refuerzo de medidas de higiene en los centros de trabajo, instalación de geles desinfectantes, limpieza de mesas, baños, zonas comunes.
• Teleconferencias y conferencias de trabajo.
• Prohibición de viajes a zonas de riesgo. Restricción de viajes y recomendaciones para evitar la asistencia a eventos masivos.
• Cuarentenas de dos semanas para personas que han viajado a zonas de riesgo.
• Intensificación del teletrabajo.