amaef alvaro urrutia
Descubre Amaef, 

La libre competencia, clave en el beneficio del cliente

Álvaro Urrutia, director general de Amaef
BDSDescubre

La actividad del canal bancaseguros se asienta sobre tres pilares: la libertad de elección, la transparencia y la libre competencia. Ya hemos repasado los dos primeros, por lo que nos detendremos en el último de ellos.

La libre competencia se basa en la idea de que los consumidores se beneficiarán de una mayor variedad de productos, mejores precios y mayor calidad, ya que las empresas estarán motivadas para ofrecer lo mejor a los consumidores. Además, la competencia también protege a los clientes de posibles malas prácticas que atentaran contra la libertad de elección de los clientes, facilitando que estos suscriban la combinación de productos crediticios y aseguradores que les parezcan más atractivos.

El principio de competencia debe garantizar, por tanto, que los consumidores tengan a su disposición diferentes vías para adquirir productos aseguradores que se adecúen a sus necesidades, situación personal y financiera. A la hora de contratar un seguro, los clientes pueden hacerlo a través de diferentes canales, como agentes, corredores y, por supuesto, a través del canal bancaseguros. Cada uno de ellos, con sus características y peculiaridades, ofrece una propuesta de valor diferenciada.

Diversidad de modelos

En términos de competencia, el ecosistema bancoasegurador es extraordinariamente rico. Coexisten una diversidad de modelos que dan cabida a la práctica totalidad de compañías y de productos de seguro más representativos del mercado a los que pueden acceder los clientes. El canal bancoasegurador tiene operadores integrados, operadores con diversos contratos de distribución, operadores con joint-ventures y operadores que combinan algunos o todos los elementos anteriores.  Esta elevada competencia se refuerza aún más con la competencia que existe entre entidades financieras en España, tal y como refleja el Banco Central Europeo en sus estadísticas. Pero esto no es algo que digamos nosotros, sino que las propias autoridades de competencia nacionales recientemente hicieron una revisión a fondo de las prácticas de comercialización de seguros junto con operaciones de financiación, y determinaron que no existen dudas sobre su correcto funcionamiento.

Desde Amaef apostamos por la coexistencia y la complementariedad de los distintos canales de distribución bajo el firme convencimiento de que esta competencia redunda en beneficio de los clientes. Cada canal tiene sus potencias y sus fortalezas y lo importante es que el cliente tenga la capacidad y la libertad de tomar decisiones informadas.

Como ejemplo de esta coexistencia, basta echar un vistazo a la cuota de mercado de los diferentes canales y observar cómo estas se han mantenido relativamente estables en los últimos años. En los últimos cinco años, desde 2017, la cuota de mercado del canal bancoasegurador se mantiene estable entorno al 30%, es decir, uno de cada tres seguros que se vende en España se comercializa a través de este canal. La bancaseguros es líder en la comercialización de seguros en el ramo de Vida con una elevada cuota de mercado, si bien su cuota de mercado en el ramo de hogar, salud y por ejemplo automóvil, es mucho más reducida.

El ramo de vida y el canal bancaseguros

El liderazgo en el ramo de vida del canal bancaseguros descansa, a nuestro juicio, en varios factores. En primer lugar, el hecho innegable de que la contratación de este tipo de seguros se asocia a uno de los productos financieros por excelencia, como es el crédito hipotecario. La combinación de ambos productos, hipoteca y seguro de vida, constituye un ejercicio de prevención y protección personal/familiar totalmente lógico al garantizar que, en el caso de fallecimiento, esa deuda no ocasione un perjuicio financiero al entorno familiar.

Por su propia naturaleza, el canal bancaseguros opera en el momento adecuado en el que se genera la necesidad y la conveniencia de este producto asegurador. Esta integración en la práctica bancaria facilita, además, una serie de sinergias y ventajas tanto para la industria aseguradora como para la bancaria, como tener acceso a la innovación financiera, plataformas tecnológicas y comunicación con el cliente.

Sin embargo, no debemos olvidar que cada vez es mayor la proporción de seguros en cartera comercializados por la bancaseguros que no están relacionados con operaciones de financiación. Por poner un ejemplo, prácticamente el 50% de las pólizas de hogar comercializadas por la bancaseguros no están asociadas a préstamos, y esto es porque la bancaseguros ya hace tiempo que aprendió a distribuir seguros y los clientes aprecian la propuesta de valor que se les ofrece.

Nuevos canales de comercialización

La irrupción en los últimos años de nuevos canales de comercialización directa como pueden ser las insurtechs introduce, además, nueva competencia en el mercado, que nos hará mejorar y esforzarnos aún más por ofrecer el mejor producto y servicio al cliente. El canal bancaseguros ofrece al cliente un asesoramiento profesionalizado, así como acceso a los mejores productos aseguradores del mercado de las primeras compañías aseguradoras a un precio competitivo.

En definitiva, la existencia de canales alternativos de distribución en el mercado asegurador aumenta la competencia en la comercialización de productos y cobertura de riesgos y, sobre todo, actúa en pro del aumento de las tasas de densidad y penetración de las garantías aseguradoras dentro de la población, indicadores ambos de economías desarrolladas y con elevados estados de bienestar.

¿Te resulta interesante? Compártela: