Inicio | Noticias | Hay que reinventar el negocio
Hay que reinventar el negocio
Noticia, 
Jornada de Perspectivas de ICEA

Hay que reinventar el negocio

BDSMercado

Los seguros de No Vida podrían crecer este año un 2,5% en primas. Estarían, por tanto, por debajo del aumento del 3,4% que han tenido en 2019. Las previsiones avanzadas ayer en la Jornada de Perspectivas de ICEA, apuntan a una “desaceleración que sería extensible a todos los principales ramos”, tal y como concretó el director general de la asociación, José Antonio Sánchez.

Por el lado de Vida, el entorno será “complicado” en las modalidades con intereses garantizados, dato el entorno de bajos tipos, las futuras tablas biométricas y la penalización de Solvencia II en algunas modalidades”.

“El sector deberá hacer un ejercicio de innovación para que los productos de Vida tengan atractivo no solo para el que los vende, sino también para el que los compra. En No Vida, el sector tendrá que hacer una gestión escrupulosa de los márgenes”, y concreto: “Para ganar dinero vamos a tener que ser muy rigurosos con los criterios de suscripción y tarificación”.

También destacó que cada vez hay más diferencia entre quienes lo hacen bien lo que lo hacen mal. “La diferencia está en el crecimiento selectivo”, indicó.

Abogó por reinventar el negocio y cambiar el mix, puesto que productos que son importantes van a dejar de serlo y hay oportunidades de futuro en otras líneas. También hay que cambiar el planteamiento de suscripción, pues vamos hacia una “personalización rabiosa”, y evolucionar en el modelo de servicio, “que transcenderá el producto puramente asegurador”. Por supuesto, concluyó, hay que afrontar cambios en los sistemas de distribución; el papel del mediador deber ser el de “gestionar relaciones”.

2020, año de transición para la economía

Respecto a las perspectivas económicas para el país, Emilio Ontiveros, presidente de Afi, anticipó que 2020 puede ser un año “transición” desde la “desaceleración marcada” hacia un mayor crecimiento. Los datos así lo indica: el PIB de España crecería un 1,7% en 2020 y un 1,8% en 2021. La ralentización del consumo y la incertidumbre entorno a la inversión han sido los principales factores que están reduciendo el crecimiento desde el 1,9% de 2019 y el 2,4% de un año antes.

Vida: “No queda otra que dar protagonismo a los productos no garantizados”

Con los tipos de interés actuales, parece que los seguros de Vida tradicionales han muerto. “No queda otra que dar protagonismo a los productos no garantizados”, reconoció Juan Fernandez Palacios, CEO de MAPFRE Vida, en su exposición sobre las perspectivas de este año el seguro de Vida. Su receta: “Aplicar la innovación financiera, trasladar al cliente la gestión activa y el asesoramiento, con transparencia, para que construya su ahorro con bases más diversificadas”. El sector, añadió, tiene más conocimiento y capacidad de gestión que otros actores financieros en una actividad como el del ahorro recurrente, garantizado o no, “en el que podemos construir soluciones integrales”.

“Hay vida más allá de los productos garantizados y no podemos atrincherarnos y esperar a que escampe, pues la situación actual de tipos de interés parece que está para quedarse”, apuntó.

Por otro lado, se mostró convencido de que, más allá de las ventajas fiscales, la previsión complementaria se va a desarrollar “sí o sí”, y ahí tiene que estar el sector.

Sobre las nuevas tables de supervisión, “los periodos de adaptación tienen que ser amplios para evitar impactos no deseados”. “No hay que caer en una sobrerreacción en los recargos que lastre un negocio que demanda la sociedad o impacte en los resultados y dificulte la captación del capital necesario para el negocio”, advirtió.

También está sobre la mesa la revisión de Solvencia II, con la buena noticia de una mejora en los requisitos de aplicación del matching adjusment que puede traer consigo un aumento de hasta ocho puntos en el ratio de solvencia del sector. Por el contrario se incluye restricciones a la utilización de mediadas LTGA y transitorias al determinar el pago de dividendos, Otro cambio es la consideración especifica de los tipos de interés negativos en el cálculo del capital obligatorio.

A modo de conclusión, y mirando a las previsiones de este año, expresó que “sería una buena noticia” que, al menos, se frenase la caída en el volumen de primas que viene dándose en el ramo desde hace tres años.

«El crecimiento de Salud será ligeramente superior»

Josep Santacreu, consejero delegado de DKV Seguros, dibujó un mercado de seguros de Salud marcado en los últimos años por la “estabilización” de la prima media, en parte, reconoció, por la venta de productos con menos coberturas y la menor capacidad de vender productos de más calidad a precios más altos.

De cara a 2020, el crecimiento en primas será ligeramente superior al del de este año y concretó que el crecimiento en número de asegurados continuará fundamentalmente en la contracción colectiva.

Vaticinó que el presupuesto público en sanidad se enfrentará a la realidad de las restricciones del marco fiscal, así como del nivel de déficit/deuda admisible. Por ello, valoró, la complementariedad del sector asegurador privado de salud es una oportunidad en este contexto.

Asimismo, hizo mención a la “elevada rivalidad entre compañías aseguradoras”, que se mantendrá este año y se reflejará en la oferta y en la competencia en precios.

Los costes de los nuevas tecnologías médicas y la presión en la negociación de los proveedores sanitarios comportará en 2020 un crecimiento relativo de los precios. “Se iniciará- apuntó- una normalización de las primas al nivel de los países nuestro entorno”.

Así con todo, concluyó, “el seguro de Salud privado está magnifica posicionado para liderar el futuro del sector salud, pero deber ser capaz de abordar cambios muy profundos y rápidos”. Entre estos, esbozó, las aseguradoras tiene cambiar el enfoque desde meros pagadores a por uno basado en la prevención.

Estimular el crecimiento de los Multirriesgos en un contexto de desaceleración económica

El mercado de los seguros Multirriesgos muestra una tendencia positiva en los últimos cuatro años condicionada principalmente por la evolución del entorno macro. Las perspectivas de crecimiento, según la CEO de AXA en España, Olga Sánchez, son “buenas”, pues es un mercado que no está saturado con herramientas para acelerar el crecimiento y, además, con una buena rentabilidad (el ramo continúa siendo rentable a pesar del impacto climatológico, si bien, argumentó, que hay que sofisticar el princing).

El reto, por tanto, está en estimular el crecimiento y la inversión en innovación para satisfacer al cliente en un contexto de desaceleración económica. Para ello, defendió, hay que evolucionar desde una visión más tradicional del seguro (por ramos) a una visión de ecosistemas. Además, tiene que afrontarse la digitalización de la distribución y la venta y, finalmente, poner el foco en la previsión y que el cliente entienda las coberturas.

La directiva se atrevió incluso a dar sus previsiones de creciente este año: Hogar podría crecer un 3,5%; Comunidades un 2,4%; Comercio, un 0,8%; e Industria, un 3%.

Nuevo freno en el crecimiento de Autos

El seguro de Autos seguirá creciendo en 2020. El pronóstico de Ignacio Mariscal, CEO de Reale Seguros, apunta un alza de solo el 0,8%, lo que supondría casi la mitad del registrado en 2019.

Los factores que explican esta previsión de crecimiento son que la nueva producción “la vemos en reducción”, con un parque de vehículos que no crecerá y una prima media que tampoco va a subir (“seguiremos compitiendo en precios”, vaticinó).

Esta competitividad hará que las anulaciones crezcan y que las entidades pongan el foco en el negocio en cartera, que tendrá un crecimiento moderado menor que años anteriores), ya que la renovación será un arma de retención.

Respecto al resultado técnico, quedará este año en torno al 8% de las primas, algo ligeramente por debajo del dato de 2019, si bien en línea con los ratios del ramo (en 2017 fue del 8,7%). Es de esperar un aumento de la siniestralidad, aunque por debajo de los ratios de 2018 o 2017, manteniéndose los gastos comerciales e incluso podría verse una bajada de los gastos de explotación. Es posible que bajan la frecuencia siniestralidad, pero los costes tanto personales como materiales deberían subir. En cuanto al resultado financiero, la tendencia apunta a un nuevo empeoramiento. La fuerte competencia hará que la prima media baje.

«Se hace necesaria una mayor cercanía del supervisor”

“En 2020 vamos a ver una mayor presencia supervisora en las entidades aseguradoras”, afirmó José Antonio Fernández de Pinto, subdirector general de Inspección de la DGSFP, en la clausura de la jornada. Lo justificó por dos cuestiones: la complejidad regulatoria y la complejidad del ecosistema en el que se ven inmensas las compañías y que les lleva a tomar decisiones que inciden en su modelo de negocio. “Esto -remató- hace necesario una mayor cercanía del supervisor”.

En este sentido enumeró una serie de procedimientos adicionales y complementarios: verificaciones in situ; remisión de cuestionarios sobre temas específicos; diálogo supervisor reforzado con los sujetos supervisados; y diálogo supervisado con los auditores y revisores.

Además, en el contexto de bajos tipos de interés, animó a las compañías a reforzar el “control y trazabilidad” de las inversiones. En materia de gobierno, el foco debe estar, por un lado, en la evaluación interna de los riesgos y de la solvencia (ORSA) y en la calidad de los escenarios; y por otro, el reforzamiento del “papel crítico” del consejero, especialmente en las entidades mutuales.

Autor: