Inicio | Noticias | «Hay que aprovechar todo el talento, es lo que enriquece a las compañías»
“Hay que aprovechar todo el talento, es lo que enriquece a las compañías"
Noticia, 
Clara Bazán, directora de Sostenibilidad de MAPFRE

«Hay que aprovechar todo el talento, es lo que enriquece a las compañías»

BDSEmpresas

Envejecimiento activo, compromiso social, diversidad, sostenibilidad, talento… estas fueron algunas de las palabras que más se oyeron ayer durante el 8º Encuentro Ageingnomics, organizado por MAPFRE y Deusto Business School. Centrado en esta ocasión en la “Economía Inclusiva y Empresas por el Bien Común”, la conclusión más clara fue que las plantillas diversas en todos los sentidos (cultura, generación, género…) aportan riqueza y resiliencia a las compañías.  

Ejemplificando las distintas iniciativas corporativas y de RSC que impulsan las empresas para la inversión social del talento senior, participaron en el encuentro: Arancha Díaz-LLadó, directora de Propósito, Diversidad y Agenda 2030 de Telefónica, Clara Baza, directora de Sostenibilidad de MAPFRE, María Quintín, directora de RSC de Grupo Carrefour, que estuvieron acompañadas y moderadas por Eva Piera, directora general de Relaciones Externas y Comunicación de MAPFRE y Iñaki Ortega, director de Deusto Business School.

Generar una cultura ‘proageing’

Clara Bazán recordó que en MAPFRE actualmente conviven cinco tipos de generaciones y “eso se nota a la hora de presentar proyectos e implantarlos”, puntualizó. La ejecutiva detalló que en la aseguradora trabajan la diversidad desde cuatro puntos distintos; generacional, cultural, funcional y la diversidad de género con objetivos muy marcados y específicos”. En este punto recordó que la aseguradora se ha marcado que un 45% de las vacantes las responsabilidad sean ocupadas por las mujeres. «Actualmente el 54% de la plantilla de la compañía son mujeres, la riqueza la tenemos», subrayó.

“Hay una riqueza y una visión que es complementaria con la labor que hacemos en la compañía”, remarcó, ya que “estamos en un momento en el que la diversidad y la sostenibilidad son trascendentales para las compañías”.

Además de explicar las diferentes vertientes en el ámbito de la diversidad recordó que en MAPFRE se promueve una cultura “proageing”, en la que no sólo es importante la convivencia entre generaciones sino reconocer el talento y la experiencia de los perfiles seniors.

“Si creemos en las plantillas diversas y en el talento no podemos no aprovecharlo: compartir el conocimiento con los jóvenes y los senior. Trabajar en equipos diversos es muy enriquecedor, hay que aprovechar ese talento senior e identificar las necesidades de desarrollo y prevención social. Generar esa cultura proaging. Nosotros mismos somos el mejor ejemplo, pasamos por las distintas etapas de las compañías aportando talento y experiencia”.

Un mundo mas conectado, un mundo más humano

Para Arancha Díaz-Lladó todavía queda mucho camino en el ámbito de la diversidad generacional, por eso explicó que el propósito de Telefónica es “hacer un mundo más humano conectando la vida de las personas”, implica poner la tecnología al servicio de las personas, destacando la gran apuesta por llevar la digitalización y la inclusión digital a todos los hogares y con especial acento a aquellos en los que viven mayores.

Por eso, se explicó que más allá de la diversidad es un tema de negocio. “La diversidad generacional es fundamental; es un necesidad de talento, de nuevas fórmulas para seguir contando con el talento que tenemos y para ello tenemos que adaptar el estilo de liderazgo”.

Concluyó destacando que el foco de los próximos años se centrarán en dos temas fundamentales: “Competencias muy específicas con la digitalización y la fuerza laboral, como es formar en nuevas competencias”. Y abordar el tema de las nuevas fórmulas de trabajo, remarcó: “Formas de trabajar más flexibles, en nuevos espacio y donde se deberá trasformar también la gestión de los líderes, como, por ejemplo, trabajar con equipos en remotos, desconexión digital o la flexibilidad en el trabajo como una herramienta fundamental para el talento y la diversidad”.

Economía inclusiva, una carrera de fondo

La pandemia de la Covid-19 ha puesto a prueba la capacidad de respuesta de todas las organizaciones a las necesidades de sus grupos de interés, subrayó Raquel Azcárraga, que recordó que la apuesta por la economía inclusiva es una “carrera de fondo” pero que, en los últimos meses, las circunstancias han exigido correr un “sprint”.

Además de las iniciativas puestas en marcha por cada una de las empresas para hacer frente a la pandemia, detalló como todas ellas se han involucrado también con iniciativas que estaban en primera línea para hacer frente a las necesidades más inmediatas de los colectivos más vulnerables.

En este punto, María Quintín desgranó las iniciativas emprendidas por los trabajadores de los supermercados con su servicio y dedicación teniendo un papel decisivo durante esta pandemia. Subrayó que, en la pandemia, además de garantizar la seguridad de los clientes y colaboradores, se ha apostado por un ejercicio de responsabilidad precisamente con las personas mayores, que eran las que más riesgo tenían, fomentando iniciativas para que pudieran acceder a todos los servicios sin salir de su casa.