Inicio | Noticias | El sector asegurador tiene que ser «más ambicioso» y alinear sus actividades a la descarbonización
Markel desarrolla una línea de negocio centrada en Responsabilidad Medioambiental
Noticia, 
Informe IIDMA

El sector asegurador tiene que ser «más ambicioso» y alinear sus actividades a la descarbonización

BDSEmpresasMercado

Las pérdidas del sector asegurador entre 2017 y 2018, como consecuencia de catástrofes naturales, llegaron a los 219.000 millones de dólares, «la mayor pérdida nunca registrada en un periodo de dos años, según el Swiss Re Institute», se recordó ayer en la presentación del informe ‘El reto de las aseguradoras frente al cambio climático: especial enfoque en Grupo MAPFRE’ que, realizado por el Instituto Internacional de Derecho y Medio Ambiente (IIDMA), incluye una serie de recomendaciones para que las aseguradoras apoyen la transición hacia una economía baja en carbono, para reducir los riesgos procedentes del cambio climático.

«Esta cifra deja patente la exposición del sector asegurador a los sucesos climáticos extremos, algo que impacta directamente sobre sus resultados económicos. Limitar el aumento de la temperatura en torno a 1,5 grados centígrados es esencial para reducir la probabilidad de que ocurran eventos extremos de este tipo«, se manifestó durante la sesión. A ello, se agregó que las compañías aseguradoras y reaseguradoras se juegan mucho y, en consecuencia, «deberían ser las primeras en comprometerse a alinear sus actividades de aseguramiento y de inversión con los objetivos del Acuerdo de París«.

En este sentido, se pide que el sector asegurador sea «más ambicioso» y se comprometa a: no asegurar nuevos proyectos de carbón y a las compañías del sector del carbón; que tampoco asegure los proyectos nuevos que procedan del petróleo y gas; y que gradualmente vayan eliminando de sus carteras a las compañías tanto de sector del carbón como a las del petróleo y gas y que no están alineadas con una trayectoria de limitación del calentamiento global en torno a 1,5 grados centígrados.

Riesgos de transición

Además, desde IIDMA se estima necesario que «restrinjan sus actividades de inversión en compañías que desempeñan actividades intensivas en carbono y que están expuestas a riesgos de transición, que son aquellos derivados de no alcanzar a adaptarse a los nuevos requisitos legales adoptados para descarbonizar la economía«.

En esta línea, se indicó que las políticas de desinversión de las aseguradoras deben aplicarse a todos los tipos de activos que gestionan las aseguradoras, así como a los activos que tienen las aseguradoras y reaseguradoras en compañías en los sectores del carbón y del gas y petróleo que no están alineadas con una descarbonización de la economía compatible con la limitación del calentamiento global en torno a 1,5 grados centígrados.

«El sector mundial de los seguros y reaseguros puede desempeñar un papel fundamental en la aceleración de la transición hacia una economía resiliente y con cero emisiones netas, en consonancia con el objetivo de 1,5 grados centígrados del Acuerdo de París sobre el cambio climático. Prueba de ello es la Alianza de Seguros para las Emisiones Netas Cero que se lanzará durante la COP26, la cual tendrá muy en cuenta el marco normativo que se debe cumplir. Es esencial que las empresas españolas del sector asegurador adopten sin dilación políticas y medidas para ser más resilientes y acelerar la transición», manifestó Ana Barreira, directora de IIDMA y una de las autoras del informe.

¿Te resulta interesante? Compártela: