Parlamento Europeo
Noticia, 

Bruselas define nuevas normas para proteger y capacitar a los inversores minoristas

BDSInternacional

La Comisión Europea adoptó ayer un paquete sobre inversión minorista con la que pretende capacitar a los consumidores para que tomen decisiones que se ajusten a sus necesidades y preferencias, garantizando que reciban un trato justo y con la protección debida.

El paquete presentado tiene un amplio alcance y engloba todos los aspectos de la trayectoria de inversión de los consumidores. Consiste en una Directiva modificativa, que revisa las normas vigentes establecidas en la Directiva relativa a los mercados de instrumentos financieros (MiFID II), la Directiva sobre la Distribución de Seguros (IDD), la Directiva sobre los organismos dedicados a la inversión colectiva en valores mobiliarios (OICVM), la Directiva sobre los gestores de fondos de inversión alternativos (GFIA) y la Directiva de Solvencia II, así como un Reglamento modificativo, que revisa el Reglamento sobre los productos de inversión minorista empaquetados y los productos de inversión basados en seguros.

Prohibición de incentivos en ventas sin asesoramiento

El paquete incluye medidas para:

  • Mejorar la forma en que se facilita a los inversores minoristas información sobre los productos y servicios de inversión, de manera más normalizada y pertinente, adaptando las normas de divulgación a la era digital y a las crecientes preferencias de sostenibilidad de los inversores.
  • Aumentar la transparencia y la comparabilidad de los costes, exigiendo el uso de una presentación y una terminología normalizadas en la materia. Así se garantizará que los productos de inversión den un rendimiento real a los inversores minoristas.
  • Garantizar que todos los clientes minoristas reciban, al menos una vez al año, un panorama claro del rendimiento de las inversiones de su cartera.
  • Abordar los posibles conflictos de intereses en la distribución de productos de inversión, prohibiendo los incentivos para todas las ventas «exclusivamente de ejecución» (esto es, las ventas en las que no se proporciona asesoramiento) y velando por que el asesoramiento financiero se ajuste a los mejores intereses de los inversores minoristas. También se introducirán transparencia y salvaguardias más estrictas en los casos en que los incentivos sigan estando autorizados.
  • Proteger a los inversores minoristas frente a la mercadotecnia engañosa.
  • Mantener un elevado nivel de cualificaciones profesionales entre los asesores financieros.
  • Capacitar a los consumidores para que tomen mejores decisiones financieras, animando a los Estados miembros a aplicar medidas nacionales que puedan sustentar la preparación financiera de los ciudadanos, independientemente de su edad, de su categoría social y de su formación.
  • Reducir las cargas administrativas y mejorar la accesibilidad de los productos y servicios.
  • Intensificar la cooperación en materia de supervisión.
¿Te resulta interesante? Compártela: